26 Junio 2015

DARIO Y MAXI: fuegos, senderos y estrellas

“Me llamo con el nombre que me dieron, 
el que tomó la crónica del día; 
soy uno de los dos que ya partieron, 
los dos en un montón que resistían.”

Junio – Jorge Fandermole

 

Los nombran canciones, poemas e historias. Reviven en pintadas, luchas y banderas. Maximiliano Kosteki y Dario Santillán son, hoy en día, parte trágica de una historia no tan pasada, antorchas que encienden la mística de la militancia revolucionaria, y vidas ejemplares que nos quedan a todxs por vivir.

Cierto es que no fueron los primeros en caer, víctimas de la represión estatal contra las luchas populares, como lo hicieran Carlos Fuentealba o Mariano Ferreyra años después. Ni ajenos a la otra realidad, la silenciosa, que nos dejó sin Jorge Julio López y sin Luciano Arruga, a quienes todavía esperamos que vuelvan a aprecer. Pero por ser ellos el punto máximo de referencia de aquella histórica lucha popular comenzada por diciembre de 2001, la cual develó una de las más profundas crisis económicas y políticas de nuestro país, son nuestros emblemas en cada lucha cotidiana, y en cada lucha por venir.

Hoy, sus asesinos sueltos siguen siendo parte de la agenda política y electoral: Aníbal Fernández (por el Frente para la Victoria) y Felipe Solá (por el Frente Renovador). Siguen sueltos, igual que el expresidente Duhalde, máximo responsable político de la masacre de Avellaneda y de toda la represión al movimiento piquetero. Sueltos, como lxs candidatxs del ajuste y de la represión, aquellxs que nos condenan a repetir la misma historia una y otra vez. Sueltos, como lxs garantes de un “proyecto” que no ha hecho más que perpetuar la impunidad de quienes nos reprimen en cada lucha; absolviéndolos, porque también ellxs son cómplices desde el aparato estatal.

Porque seguimos sin Maxi y sin Dario. Por todos ellos, y por todxs lxs demás. Porque nos siguen reprimiendo, y nos siguen desapareciendo.

A 13 años de haberlos sangrado, por primera y por última vez: no los olvidamos, ni dejamos de luchar.

DARIO Y MAXI VIVEN EN CADA LUCHA POPULAR. SON FUEGOS, SENDEROS Y ESTRELLAS DE AQUELLXS QUE LUCHAMOS DÍA A DÍA POR TRANSFORMAR NUESTRA REALIDAD.

CON SUS EJEMPLOS, AHORA Y SIEMPRE: ¡A VENCER!

Juventud Insurgente – Corriente Nacional

Publicaciones Actualidad

Comentarios

Compartir